Mi tratamiento médico ha progresado mucho gracias a la hierba

Hace 3 años mi abuela fue declarada con esclerosis múltiple primaria y progresiva. Parecía que su vida había terminado en ese momento. Si no hubiera sido porque los amigos notaron que empezaba a caminar mal, el diagnóstico hubiera tardado más en aparecer. Ella creía que se debía a problemas que había tenido en su columna, pero no era así.

El diagnóstico la derrumbó

Ella siempre ha sido activa y cuando supo que el tipo de EM que tiene, no tiene medicamentos que ayuden, se deprimió por completo. Los síntomas avanzaban tan rápido que pensamos que se daría por vencida. Imagínate dejar de sentir las piernas al caminar o que de pronto pierdas la fuerza. Todo eso le pasaba a ella. Caminaba unos pocos metros y ya estaba exhausta.

Muchos médicos siguen sin creer en el poder de la hierba

Mi abuela siempre ha sido una mujer muy fuerte y las pocas veces que enfermaba, prefería recurrir a los tratamientos naturales. Cree tanto en todo lo que la naturaleza nos provee, que preguntó si había posibilidad de tener algún tratamiento natural. Muchos médicos le decían que eso era imposible. Por el contrario, hacían que perdiera toda esperanza. Hasta que conoció la marihuana medicinal.

Potencial terapéutico del cannabis

Uno de mis tíos optó por investigar acerca de diversos tratamientos, hasta que conoció el de marihuana. Éste le causo principal curiosidad, pues encontró información en la que incluso niños lo usaban para contrarrestar el mal de la epilepsia o autismo. ¿Si lo usan con niños, ¿por qué yo no?, pensó. Los resultados positivos comenzaron a presentarse desde el día uno. Descubrió que el aceite es el que mejor le funciona en su tratamiento médico. El adormecimiento o dolor es cosa del pasado. Ha vuelto a ser quien era.

Lo más importante es que te olvides de los prejuicios e investigues nuevas o mejores opciones para tu tratamiento médico.

Tags:
Next Post

Dolores invalidantes, ¡me he olvidado de ellos gracias al cannabis!